El frasco de la felicidad: Entrenar el cerebro para pensar en positivo

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Cargando…

El frasco de la felicidad: Entrenar el cerebro para pensar en positivo. En el día a día nos ocurren cantidades de cosas. Pero un hábito que tenemos que cambiar es dejar de ver las cosas malas. Nuestro entorno es rodeado de estrés y a veces andamos con ritmo de vida que no es apropiado. Todas las cargas que conseguimos en la calle, al llegar a casa se las trasmiten a sus hijos. Muchas son las veces que pueden llegar molestos por todo el día agotador y sus pequeños recibirlos los desprecian. Deben de tener cuidado ya que se crea en ellos un rechazo por parte de usted y no se sentirá una persona segura.

El frasco de la felicidad: Entrenar el cerebro para pensar en positivo

¿Cuantos cosas positivas le pasan en el día? ¿Cuándo te has detenido a pensar lo bueno de este día? Nuestro cerebro siempre está viendo lo malo que les está pasando. Al momento de recibir algo negativo hace un cambio radical en usted. Lo puede percibir de la manera que no lo hace con las cosas positivas. Por eso debemos programar nuestro cerebro para pensar en positivo, ver ese lado bueno de las cosas.

Los niños también se ven afectado por esto. Pero es deber de sus padres cuidar de que esto no ocurra.

El frasco de felicidad de Elsa Punset, será una herramienta muy útil para ayudar con este problema.

Pensamientos positivo

La importancia de pensar positivo:

Hay situaciones que aunque queramos no podemos evitar, y a veces ocurren para que aprendamos algo de ellas. No se puede estar tranquilo si nos preocupado todo y si vemos lo malo de cada proceso. El pensar en positivo cambiara tu vida y poder transmitirle eso a tus hijos es, algo esencial. ¿De qué sirve estar angustiado? Si así no se resolverá nada. Estos pensamientos radicaran tu estilo de vida para bien, es necesario que empieces a emplearlo.

Los niños son partes importante en sus vidas, por eso debe educarlos para que aprendan a pensar en positivo. Estos los ayudara a estar feliz y cambiar su mundo para bien y un futuro mejor. No se trata de cambiar de cambiar las circunstancias que nos ocurren. Ya que eso escapa muchas veces de nuestras manos. Pero si centrarnos en nosotros mismos en nuestra actitud y nuestra manera de ver e interpretar eso que nos ocurre.

El “frasco de la Felicidad” es una dinámica para desarrollar en familia, de gran utilidad y múltiples ventajas.

  • Se trata de buscar un bote transparente de cristal o plástico. Lo importante es que se pueda ver lo que hay en el interior.
  • Cada noche, cada uno de los miembros de la familia debe escribir en una nota lo bueno que le ha pasado durante el día e introducir la nota en el “bote de la felicidad”. Seguro que son muchas las cosas buenas o positivas que ocurren durante el día. Pero estamos acostumbrados a poner el piloto automático y no prestamos atención. Por eso puede que al principio nos cueste anotar lo positivo del día. Algunos ejemplos son: Un baño de espuma, el chiste que me ha contado mi amigo, la amabilidad del vecino que me ha abierto la puerta, etc.

 

  • La dinámica consiste en identificar las alegrías diarias, hacerlo por la noche nos ayuda a irnos a la cama con buenas sensaciones.

 

  • Si aprendemos desde niños a pensar en positivo, estaremos educando el cerebro para ser un cerebro en positivo.

 

  • De vez en cuando podemos abrir el bote y leer las cosas positivas. Esto nos ayudará a tener una visión positiva de lo que nos rodea y de nuestro día a día.

 

Loading...